ir a Europea Media

Puntería nula en el Bernabéu

Real Madrid y Málaga empataron a nada este sábado en el Santiago Bernabéu, en un partido con muchas ocasiones claras, polémicas, pero con el gol desaparecido.

Resultado gafas en el partido entre el Real Madrid y el Málaga, perteneciente a la sexta jornada de La Liga. El Madrid que llegaba como líder de la competición, inició el encuentro con una intensidad elevada, buscando el primer gol lo antes posible. Con las continuas llegadas de Marcelo por banda, y los remates de Cristiano Ronaldo, llegaron los primeros saques de esquina del encuentro.

Pese a los esfuerzos madridistas por adelantarse, el Málaga supo defenderse en los primeros compases del partido. Ronaldo falló un par de ocasiones claras en los primeros diez minutos. El Málaga trató de buscar balones a la contra para sorprender a la zaga madridista.

Isco tuvo gran influencia en el encuentro. El exjugador del Málaga, estuvo muy activo, realizando buenos movimientos que pusieron en jaque a los malacitanos. Otro que lo intentó mucho fue el canterano Jesé Rodríguez, que fue un puñal por banda.

Tras el fulgurante arranque madridista sin premio, el Málaga reestructuró el partido, logrando equilibrar algo el juego. Lo probó por alto, a base de corners, pero Varane estuvo muy atento por alto. También lo intentó el Málaga al contragolpe, utilizando la velocidad de Nordin Amrabat, que fue un verdadero dolor de cabeza para los blancos.

Aunque ambos equipos llegaban con peligro, el Madrid daba más sensación de este cuando lo hacía. Ronaldo continuó desperdiciando ocasiones. El alemán Toni Kroos comenzó a intentarlo de nuevo por alto, sacando varios corners. Benzema que llegaba en un gran estado de forma, estuvo desaparecido hasta bien entrado el encuentro.

Ambos conjuntos siguieron con las tácticas iniciales hasta que Rafa Benítez puso a Ronaldo de “9”. Este cambio provocó que el portugués rematara más balones todavía, sobre todo por alto. El Málaga falló mucho defensivamente, pero Kameni solucionó los problemas. El partido llegó al descanso del mismo modo que empezó, con un Madrid presionando mucho al rival.

En la segunda mitad, el Madrid siguió con el mismo ímpetu en el ataque, pero se vio frenado por el guardameta Kameni, que estuvo inmenso. Seguidamente, el Málaga tuvo una ocasión clarísima en las botas de Recio, que hizo que Keylor Navas tuviera que estirarse magistralmente para salvar un balón que iba a la escuadra.

El juego seguía desarrollándose por las bandas ya que el centro del campo se encontraba muy atascado por la defensa malacitana. Tras unos minutos, Benítez se vio obligado a realizar el primer cambio debido a la lesión de Jesé. El canterano se retiró del terreno de juego, y en su lugar entró el joven croata Kovacic. Con esta sustitución, el juego blanco cambió, colocando a Benzema y Ronaldo como únicos delanteros del Madrid.

A medida que iba pasando el tiempo, el Málaga sufría el cansancio provocado por la defensa constante que realizaron durante todo el encuentro. Ronaldo siguió con su mala racha y falló más ocasiones. Javi Gracia quiso cambiar el dibujo de su equipo, y cambió al joven Tighadouni por Juanpi, para aumentar la velocidad del equipo.

El Madrid siguió asediando, pero Kameni lo paró todo. Un gol fantasma de Isco, que no era, puso el punto de polémica al partido. El encuentro se descontroló, y Amrabat fue expulsado por un codazo a Marcelo. En los últimos minutos, el Real Madrid estuvo muy cerca de llevarse el partido, pero la pelota no quiso entrar. El Málaga también tuvo alguna ocasión al final para llevarse el partido.

Finalmente el partido llegó a su fin, terminando con el mismo resultado que al comienzo. Con este marcador el Madrid perdió el liderato y el Málaga se llevó un punto de oro vital, pese a que todavía no ha marcado un gol en esta liga.

 Víctor Sánchez

 

Sobre el Autor

Campus de Villaviciosa de Odón - Madrid
Email: webmaster@europeamedia.es

Europea Media es la clínica de medios de la Universidad Europea. Europea News es el periódico digital de la clínica de medios.

Síguenos